Excite

Vestirse para una boda: consejos de ropa para mujer y hombre

Una boda suele ser un acontecimiento importante por lo que significa y elegante por los trajes y conjuntos que las personas llevan para la gala. Saber vestirse para una boda viene determinado por varios factores, no solo ser hombre o mujer o si es formal o informal, sino también importa la época del año en la que se celebra, y el momento del día.

Para la mujer

Existen muchos más factores de los que uno cree para vestirse para una boda. No tiene por qué llevarse el mismo traje para una boda de mañana, que de tarde o de noche. El lugar donde se vaya a celebrar también va a determinar el estilo. No es lo mismo una boda celebrada en la playa que asistir a una boda tradicional o por lo civil.

La época del año es otro factor a tener en cuenta. Las bodas en invierno permiten a los hombres llevar más elegantemente sus trajes sin pasar calor, mientras que las mujeres pueden lucir sus vestidos de gala en primavera, verano u otoño con mayor alegría.

El uso del color blanco

Las invitadas no pueden usar el blanco. Ese color está reservado para la novia. El uso de tonos pálidos o blancos puede también ser usado por la madrina pero no así por la madre de la novia para no quitarle protagonismo a la madrina. Existe la excepción de las bodas ibicencas donde los invitados deben ir de blanco.

El resto de colores

Queda claro que las invitadas no pueden elegir el color blanco para la boda, pero si la novia opta por otro color para su traje solo podrán llevarlo si la novia expresamente les dice de hacerlo. El color alternativo elegido por la novia para su boda no podrá ser elegido por ninguna otra invitada por cuestiones de protocolo. El color negro es una elección muy elegante tanto para el día como para la noche, es discreto y viste bien. Cuidado con los colores muy llamativos, pues no está bien robar protagonismo a la novia. Los tonos pastel, tostados o neutros pueden ser más acertados que un rojo pasión por ejemplo.

Ir de corto o de largo

Para las bodas donde la etiqueta exige ir de gala, las invitadas deberán asistir de largo. Sin embargo, en condiciones normales el largo se reserva sólo para las ceremonias de noche, mientras que en las que son durante el día las invitadas irán de corto.

También la madrina adquiere protagonismo en este apartado, ya que es la única que puede ir en condiciones normales y durante el día con traje largo. Además, si esta decide llevar vestido corto incluso en una boda de noche, debe avisar a las asistentes para que no vayan de largo. Es aconsejable no usar vestidos demasiado cortos o ceñidos ya que la boda es un acontecimiento familiar.

Para el hombre

Al igual que pasa con la novia, ningún invitado debe vestirse para una boda de manera más formal que el novio. Lo tradicional es llevar traje de media etiqueta, esto es chaqueta con corbata o pajarita. Pero si la posición que se ocupa en la boda es de padrino o testigo se debe llevar un traje de chaqué. Si la boda es durante el día los invitados deberán llevar trajes de tonos más claros que si es por la noche, que aparte de llevar tonos más oscuros se puede hacer uso de conjuntos más elegantes como el esmoquin.

Si se usa corbata se debe tener en cuenta que es el elemento central del traje y quede combinar bien con camisa y chaqueta para que el resultado sea equilibrado. Los zapatos también deben combinar con el color del traje y estar impecables para no estropear el conjunto.

Por último, tanto el hombre como la mujer deben revisar bien la tarjeta de boda y si los novios han incluido alguna petición sobre la vestimenta de los invitados, se deben seguir las instrucciones para no desentonar ni robar protagonismo al novio o la novia.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016